Protege la fertilidad de tu suelo mediante la rotación de cultivos

Esta es una antigua técnica de jardinería que data de varios siglos; la rotación de cultivos ya se usaba durante la época Maya para el cultivo de la patata. Protege la fertilidad de tu suelo y evita la proliferación de ciertos parásitos al mover tus cultivos.

De hecho, si creces plantas de la misma familia en el mismo lugar durante varios años consecutivos, te enfrentas principalmente a dos riesgos:

  • Suelo propicio a la aparición enfermedades específicas de esta planta y parásitos.
  • Suelo exhausto, ya que cada cultivo tiene sus propias necesidades cualitativas y cuantitativas en términos de nutrientes.

De acuerdo con sus necesidades, cada familia de plantas buscará los nutrientes en diferentes capas de su suelo.Algunos hortícolas, como zanahorias o nabos, tienen raíces profundas.Sin embargo, las ensaladas, asimilan los nutrientes más hacia la superficie.

El método de rotación de cultivos

Para evitar que el suelo empeore con el tiempo, debes practicar la rotación de cultivos en tu huerto en línea con sus respectivas familias.El objetivo es no tener la mismas plantaciones en el mismo lugar dentro de tres o cuatro años.
Si, por ejemplo, cultivas hortalizas que requieren una gran cantidad de nutrientes (patata, remolacha, calabacín, puerro, maíz), debes cultivar vegetales que enriquezcan el suelo (frijoles, guisantes) o que sean menos codiciosos (ajo, cebollas).

Para que sea efectivo, la rotación de cultivos requerirá una cierta organización.Primero debes enumerar todas las hortalizas que deseas cultivar, y luego agruparlas por familia.La siguiente tabla te ayudará a identificarlas.

Una vez hayas hecho la clasificación, puedes planificar la rotación de cultivos de tu huerto.
Para una rotación de cultivos de 4 años, divídelo en 4 parcelas con una misma superficie.Posteriormente, agrupa cada familia sobre un área de superficie dedicada a ello.

Consejo Solabiol:

Con el fin de beneficiarte de las agrupaciones de plantas, considera agrupar al menos a 2 familias que "se gustan entre sí" en la misma parcela al organizar tu rotación.

Caso especial de plantas vivas

Plantas vivas, como los fresales, los espárragos o las alcachofas pueden permanecer en el mismo lugar durante varios años.No se tomarán en cuenta para la rotación de cultivos como tus otras plantaciones.
Para regenerarlos, puedes replantarlos después de un cierto número de años y esperar antes de replantar en el mismo lugar.La cantidad de años necesarios dependerá del tipo de plantación:

  • Los espárragos no deben sembrarse durante más de 8 años en el mismo lugar y debes esperar al menos 5 años antes de replantar en ese lugar.
  • Las alcachofas deben trasladarse después de 3 o 4 años.
  • Las fresas deben trasladarse después de 3 años y debes esperar 5 antes de replantar en el mismo lugar.

 

Consejos relacionados